jueves 11 de agosto de 2022 - Edición Nº709

Economía y Política | 26 jun 2022

SOBERANÍA NACIONAL

SIN SOBERANÍA NO HAY JUSTICIA SOCIAL

Necesitamos ser claros y precisos en nuestros reclamos y consignas. Debemos ser capaces de instalar una consiga que cale tan profundo que no pueda ser diluida por la agenda mediática. SOBERANÍA NACIONAL ES AHORA.


Necesitamos ser claros y precisos en nuestros reclamos y consignas. Debemos ser capaces de instalar una consiga que cale tan profundo que no pueda ser diluida por la  agenda mediática.

Al igual que él Nunca Más, consiga histórica por nuestras  compañeras y compañeros muertos y desaparecidos, la consigna de ni una menos que se ha instalado con enorme fuerza desde lo declarativo,  pero aún necesitamos que sea efectiva en los hechos, debemos instalar la consigna Por Nuestra Soberanía Nacional.

No  existen muertes únicamente en las guerras, existen muertes silenciosas por la desigualdad, por la exclusión, por la pobreza; un mal que se extiende por el planeta y que produce  pérdidas humanas que podrían evitarse, pero que se ocultan detrás de un sistema de producción irracional, deshumanizante,  que concentra la riqueza y margina.

Argentina es un país enormemente rico, donde se produce alimento (proteínas) para más de 200  millones de habitantes, es  obsceno tener el 40% de la población bajo la línea de pobreza, violento y por supuesto antidemocrático  articular un orden comunitario  forjado bajo ese parámetro.

Nosotros somos un país de paz, pero que debe tener marcado a fuego el Tema de La  Soberanía Nacional, no sólo por nuestros reclamos históricos en Malvinas Argentinas e islas del Atlántico sur; veteranos de Malvinas que siguen con su gesta histórica nos han mostrado que claudicar no es el camino, ni hablar de los que dejaron su sangre, cuerpo y alma defendiendo nuestras tierras; sino también por la recuperación integral de nuestros territorio y decisiones autónomas a disposición de un proyecto nacional emancipador al servicio de las grandes mayorías.  

Debemos terminar con el saqueo, con el ROBO de 10 multinacionales que se llevan gran parte de los recursos de los argentinos, debemos terminar con el extractivismo irracional y la reprimarizacion de la economía.  

Debemos instaurar un Nunca Más a la desigualdad,  a la pobreza, al robo y a  la extrajerizacion; 80% de nuestras exportaciones se van en barcos de bandera extranjera, con una simple declaración jurada.

Se calcula en más de 50 mil millones de dólares el robo anual por evasión entre lo mal declarado y lo no declarado!.  Necesitamos que el Estado recupere el rol que supo tener, que sea el encargado de velar por nuestros recursos, que sea el encargado de llevar adelante el comercio exterior,  funciones indelegables, al igual que la defensa territorial y marítima;  no podemos permitir  que las mismas concesiones que fueron parte de la entrega de ntro. país en los 90 sigan vigentes. Hoy, 30 años de robo ininterrumpidos tenemos como experiencia para documentar; terminó la concesión a Jan de Nul , que el Estado se haga cargo.

Necesitamos que el Estado se haga cargo del dragado, balizamiento pero fundamentalmente del control de nuestros mares y ríos, evitar la contaminación y depredación que hacen empresas extranjeras año tras año. El Estado necesita tomar el control del comercio exterior como algo prioritario, si es que queremos terminar con la desigualdad.

Debemos hablar de redistribución de la riqueza y olvidarnos de una vez por todas de la pobreza. Debemos impedir el saqueo, debemos impedir la exclusión de parte de nuestra población a los alimentos básicos, producto de la dolarización de nuestro plato de comida, cuando tenemos todas las herramientas para ser una economía pujante en el mundo  que priorice la justicia social, la redistribución. No es democrático el  crecimiento con desigualdad y es lo que debemos gritar más fuerte que nunca.

Muchas veces pareciera que el tiempo es cíclico, las batallas de Vuelta de Obligado, Punta Quebracho, parecen más vigentes que nunca, al igual que la consigna histórica:” Patria si Colonia no”.

Seamos capaces de interpelar a nuestro pueblo y concientizar  que esta debe ser una gesta patriótica de todos y de todas. Si  en poco tiempo hemos logrado reunir a las principales centrales sindicales del país, a movimientos sociales y agrupaciones políticas, debemos tomarnos la tarea inclaudicable de que esta lucha se haga carne en nuestro pueblo.

Queremos que este Gobierno del Frente de Todos levante estas banderas  para terminar con la desigualdad, para no depender nunca más de un  endeudamiento externo, para lograr  tener una balanza comercial positiva para distribuir riqueza. Tenemos  absolutamente todo para hacerlo, falta la decisión política y el acompañamiento de las grandes mayorías.

Hagamos de alguna manera los que nos enseño Néstor militemos hasta que lo que parece imposible se vuelva inevitable.

- recuperemos el Paraná.

- derogación del Decreto 949/20

- canal de Magdalena ya.

Hipólito Irigoyen Sec Gral de la Agrupación Nacional Populismo K.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias